Comprender para prevenir

La Fundación Línea Directa dedica una parte importante de su actividad a estudiar aspectos muy diversos relacionados con la seguridad vial, centrándose en los tres factores principales que intervienen en los accidentes de tráfico: el conductor, el vehículo y la carretera. El objetivo de esta línea de trabajo es comprender el fenómeno de la accidentalidad en toda su extensión para contribuir a su prevención y promover una conducción más consciente.

Atrás

FLDA - Estudios - Sistemas Tecnológicos Avanzados

Back
Estudio sobre los Sistemas Tecnológicos Avanzados para la Prevención de Accidentes de Tráfico

Estudio sobre los Sistemas Tecnológicos Avanzados para la Prevención de Accidentes de Tráfico

Según el estudio realizado por la Fundación Línea Directa, un 27,5% de los accidentes con víctimas (casi 23.000) dejarían de producirse cada año con el uso combinado de estos cuatro sistemas: el Frenado de Emergencia Autónomo, la Ayuda al Mantenimiento del Carril, la Detección de Fatiga y la Monitorización de Ángulos Muertos.

AEB, LKA, BSM, DDD… Un abrumador 96% de los conductores españoles, no sólo no conoce ninguna de estas siglas, sino que tampoco sabe que todas ellas hacen referencia a diferentes sistemas de seguridad preventiva que ayudan a la conducción. Y eso que esta tecnología puede salvarle la vida. 

Pero ¿en qué consisten estos sistemas? Se trata de tecnologías aplicadas a la seguridad vial que incorporan ya los coches actuales y que se caracterizan por su carácter preventivo (superando así a las clásicas Seguridad Pasiva y Activa). De esta forma, los sistemas trabajan en paralelo para "tomar conciencia del entorno" y actuar de manera autónoma, tratando de anticiparse al accidente.